Lo que más nos preocupa de envejecer (aunque estemos encantadas de celebrar cumpleaños)

Tengo 40 años. En mi mente sigo teniendo como unos 21, con ganas de divertirme y de explorar el mundo, pero lo cierto es que los años van pasado ¡y que sigan pasando por mucho tiempo! El cuerpo y el rostro van envejeciendo y van cambiando, lo cual no tiene porqué ser malo, pero sí que hay ciertas cosas que nos preocupan cuando envejecemos y que aún estamos a tiempo de ponerles remedio.


Cada vez tenemos más canas. Antes podían ser 3 o 4, pero ahora como nos tiñamos una o dos semanas más tarde de lo habitual, ahí tenemos unas raíces de mucho cuidado que se ven demasiado.

Las arruguitas de la alegría cercanas a los ojos (que quedan hasta simpáticas) se han convertido en arrugas de entrecejo, bolsas en los ojos, surcos cercanos a los labios que provocan que parezcamos más enfadadas y cansadas de lo que realmente estamos.


Los dientes. Estoy un poco traumada porque en mi última visita al dentista, aparte de un par de caries que se pueden solucionar con un empaste, me indicó que en una muela necesito una corona. Y según me lo dijo, envejecí como 10 años de golpe. Pensaba que mis dientes eran para siempre, pero ya me vi con dentadura postiza y me eché a temblar.

Nos cuesta más adelgazar. El metabolismo se va haciendo más lento, y los dos kilitos que antes bajábamos sin darnos cuenta quitando el pan y los dulces, ahora se quedan a vivir con nosotras para siempre si nos despistamos un poco. Cuesta más quemar calorías y es normal engordar según cumplimos años, pero ¡que sea más tarde!

Se empieza a notar la falta de tonificación en algunas partes del cuerpo. Me encantaría que desapareciera el blandiblú de debajo de los brazos y que la tripa volviera a ser la misma de antes de los embarazos, pero eso cuesta horrores. Por no hablar del pecho, en el que la fuerza de la gravedad va haciendo mella, menos mal que nunca es tarde para una cirugía estética de pecho y muchas mujeres se deciden a hacerla para mejorar la forma, subir o bajar talla o para una elevación de los pechos.

¿Y cuál es la solución? Os contaré las medidas que estoy tomando al respecto.

Contra las canas, acorto más mis visitas a la peluquería y tengo el invento tapa raíces de L'Oreal para disimular los pelos blancos que se empeñan en salir antes de tiempo.

Contra las arrugas, confío en los tratamientos estéticos que consiguen darte un mejor aspecto de la piel, haciendo que esté más jugosa y vital. Las arrugas son inevitables y hasta un síntoma de buen envejecer (no hay más que ver lo bien que cumplen años algunas cuarentañeras), pero la verdad es que las veces que me he dado un tratamiento fácil mi cara me lo agradece aparentando 5 años menos, y estando más descansada. Puedes optar por la cirugía facial si quieres resultados más visibles o puedes probar tratamientos como el lifting sin cirugía o la mesoterapia facial que resultan altamente eficaces para envejecer con éxito. En Cirugiaesteticabarcelona.es ofrecen este tipo de tratamientos y son de máxima confianza.


Para mejorar la salud de mis dientes, me he comprado un cepillo dental de Philips. Probé uno de la gama superior, pero era muy caro (entorno a 200 euros), pero sabiendo que la calidad de los Philips SoniCare es muy buena, me compré uno más barato, que limpia en profundidad los dientes y los deja más blancos.

Contra los kilos y la falta de tonificación, ya sabéis si me seguís en Instagram que cada vez como más sano (sin contar calorías ni privarme de nada, pero cuidándome de manera bastante continua), y procuro en mi apretado horario del día dedicar unos 20-30 minutos a hacer algo de deporte en casa con alguna app de yoga o de fitness, como Freeletics o Seven. Y se notan los resultados.

¿Cómo os cuidáis vosotras? Si tenéis algún secreto de la eterna juventud ya podéis compartirlo, por favor.

7 comentarios:

  1. Buenas tardes! Yo tengo 30 y empiezo ahora a darme cuenta del metabolismo, que no hay vuelta atrás y que me cuesta mucho bajar de peso. Por suerte no tengo casi canas y aun no me tengo que teñir, y tampoco tengo arrugas, ya llegará :P
    Pero para vigilarme con el peso he empezado a comer más sano, aunque tengo temporadas en las que caigo demasiado en la tentación del dulce. Y esta semana he empezado a usar una aplicación del móvil para quemar grasa haciendo ejercicios fáciles en casa, se llamaWomen Workout, y está muy bien.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Todavía eres muy joven. Apuntó lo de la app. Haciendo deporte y músculo consigues quemar más calorías y acelerar el metabolismo como cuando tienes 20 años.

      Eliminar
  2. Hay que alimentarse muy bien (cada vez mejor y más sano) porque el metabolismo de ahora no es el de hace 10 años ni 5. Lo que cuesta ahora perder un kilo.
    Lo de moverse también es fundamental. Running o caminar, natación o yoga, se gana un montón en elasticidad con cualquier deporte y lo bien que va el pilates para la espalda.
    Yo cada vez me cuido más y no sólo con las cremas y los tratamientos aunque también dedico más tiempo que antes porque veo que la piel lo agradece
    ¿Algún truco infalible? Ninguno, sólo la constancia.

    ResponderEliminar
  3. Hay que alimentarse muy bien (cada vez mejor y más sano) porque el metabolismo de ahora no es el de hace 10 años ni 5. Lo que cuesta ahora perder un kilo.
    Lo de moverse también es fundamental. Running o caminar, natación o yoga, se gana un montón en elasticidad con cualquier deporte y lo bien que va el pilates para la espalda.
    Yo cada vez me cuido más y no sólo con las cremas y los tratamientos aunque también dedico más tiempo que antes porque veo que la piel lo agradece
    ¿Algún truco infalible? Ninguno, sólo la constancia.

    ResponderEliminar
  4. Pues yo corro casi cada dia y me siento estupenda, no me enfermo y tengo mejor fisico que muchas de mis amigas ;)
    se lo recomiendo a todas!

    ResponderEliminar