CAMPANAS, CILINDROS Y DIÁBOLOS

El debate de las últimas semanas está entorno a las tallas, las mediciones que se están llevando a cabo en más de 10.000 mujeres españolas y las definiciones que han dado de los cuerpos femeninos: campana, cilindro y diábolo. La revista Elle trata el tema este mes. Como campana tenemos a Jennifer López y Beyoncé Knowles, como cilindro a Cameron Díaz o Paris Hilton y como diábolo a Penélope Cruz, Elsa Pataky o Monica Bellucci. Mi cuerpo es campana, sin duda. Me parece muy bien que estén tomando esta medida, porque acertar con las tallas es un auténtico quebradero de cabeza, y al final terminas yendo al probador con una talla 38, una 40 y una 42, por si acaso. La mayoría de mi ropa es talla 40, pero en mi armario tengo desde tallas 36 (de H&M, las suecas deben ser enormes) hasta alguna 42. A mi no me produce ningún tipo de complejo, pero hay niñas que si la talla que les queda bien es una superior a la que suelen usar, no se la compran. Así que considero que unificar las tallas en las cadenas españolas será una medida acertada. Lo que no comprendo bien es de qué sirve la definición: ¿tendremos en el futuro una talla 40 campana, una talla 40 diábolo y una talla 40 cilindro?, ¿evitará esto que todos los vaqueros me queden anchos en la cintura? Conozco chicas que si quieren un traje, tienen que llevar una talla de arriba y otra distinta de la parte inferior, cosa que sólo se permite en Zara y en pocos sitios más, ¿se solucionará esto con las definiciones de cuerpos?. La respuesta, dentro de unos años, porque se estima que este estudio se empezará a aplicar en un plazo de 2 a 5 años.

10 comentarios:

  1. Creo que hacer las tres definiciones es posible que sea un acierto por lo que comentas de talla de americana y pantalón, a mí me sucede a menudo, soy cilindro y me pasa mucho, porque soy de la talla 100 de sujetador, y entonces me pregunto, si soy cilindro, por qué tengo que coger otra talla de americana??? me parece que las tres tipologías se han quedado cortas, porque no sólo somos cintura hombros y caderas...no sé si me explico...
    saludos

    ResponderEliminar
  2. Yo soy diábolo. Tengo bastante pecho y suelo coger una talla grande para arriba y una 36/38 para abajo y es todo un dilema en los trajes y demás. Pues la idea sería esa, ¿no? 36 diábolo, 36 campana...

    ResponderEliminar
  3. Yo no sé qué soy. ¿Cilindro quizás? No sé... pero vamos, esto me huele a que va a ser un caos parecido a cuando entró en vigor el Euro. La gente iba tan perdida... Jeje, no me imagino a mi abuela entrando en una tienda y pidiendo una 44 diábolo, me suena a chiste. Jajaja

    ResponderEliminar
  4. Puede sonar muy bonito eso de unificar las tallas, pero, según lo que yo he escuchado, los nuevos sistemas de patronaje se basan en la medida de pechos, cintura, cadera, muslos... y creo que una cosa más que no recuerdo.

    Esto quiere decir que, si esta medida se acepta, cuando vayas a Zara o H&M vas a tener que buscar (por poner un ejemplo) la 3 de pecho, la 4 de cintura, la 3 de cadera y la 2 de muslos, y eso en una sola prenda (hombre, si es una camiseta está claro que la medida de muslos y cadera sobran).

    Esto significa una veriedad inmensa en cada modelo de ropa y, por tanto, al haber tanta variedad, hay menos de cada talla en especial, y por tanto, más facilidad de no encontrar tu talla (o tallas) cuando vayas de compras.

    A mí no me convence, pero bueno, soy un chico. Supongo que a nosotros no nos afectaría tanto.

    Saludos!! (y perdona por un comentario tan largo =D)

    ResponderEliminar
  5. buf, lorentzo si es como tu dices si que va a ser un lio, y gracias por tu comentario, asi nos has resuelto una duda
    como veis, todas tenemos problemas para encontrar nuestra talla

    ResponderEliminar
  6. No estoy nada al tanto del tema, pero por lo que he leido me parece que va a seguir siendo un caos total. Porque en el extrangero no van a seguir nuestros patrones, no? Con lo que en tiendas con marcas no españolas o con mezcla, que son muchas se mantiene la situacion anterior, o la anterior mas la nueva.

    Besos

    ResponderEliminar
  7. Al fin y al cabo es más de lo mismo, clasificar a la mujer dentro de un esterotipo, sin pensar que cada una es diferente, ademas seguro que dentro de nada se olvidan de ello. Por cierto yo soy campana.

    Besitos

    PD: esa campaña anti tous no me gusta )snif snif)

    ResponderEliminar
  8. Ayss, me estreso de sólo pensarlo. Ahora mismo me resulta más fácil saber que en H&M las tallas son enormes, que en Mango son enanas, en Zara woman más grandes que en TFL, en Sfera tirando a pequeñas pero creciendo y en Blanco también grandecitas. Si te vas a las marcas "caras" las españolas dan menos talla que las extranjeras.
    Además, como en todas te descambian la ropa si no te gusta y te devuelven el dinero, pues cojo lo que me gusta y me lo pruebo en casa tranquilamente. Puede ser más aburrido pero me niego a plantearme si soy un cilindro o una diábolo, la verdad.
    Besos.

    ResponderEliminar
  9. Yo no tengo claro tampoco que soy pero la verdad tampoco me importa mucho esta clasificación que se han inventado en sanidad.
    Siento haber tardado en escribirte pero quería decirte que me han gustado mucho tus posts sobre NY y que, de hecho, me los he copiado y guardado en ordenador porque como ya te dije, yo iré en octubre y quiero elaborarme una lista de tiendas.
    Muchas gracias por tu ayuda y espero el post de las tiendas vintage.
    Besitos

    ResponderEliminar
  10. es verdad, menuda locura lo de las tallas!!!Yo suelo ser como tu talla 40, xo xika,tengo faldas de este invierno de la 36 y de la 38...aunk tamb es porque adelgacé,xo vaya,un lio!!!

    BESOSS

    ResponderEliminar